--FICHAS DE PLANTAS
-- - - - - - - - - - - - - - - -

Dianthus caryophyllus

Nombre común: Clavel

La mayor parte de las especies Dianthus poseen hojas que pueden ser angostas, anchas o acintadas, que van desde el verde pálido, mate o el verde azulado.

Éstas emergen desde una densa masa basal, o a partir de la propagación de tallos esbeltos.

La especie procede del sur de Europa, principalmente de la zona mediterránea. Es una de las más comunes y populares de las aproximadamente 300 especies del género.

Todas las variedades tienen en común que forman matas poco ramificadas, pero con muchos tallos de porte erguido, al final de las cuales aparecen aisladas las flores.

Las flores se encuentran en una infinidad de colores que van desde el rojo asalmonado y carmín, pasando por el rosa, blanco o bicolores.

Aunque en la actualidad se puede encontrar los claveles en multitud de colores únicos, mezclados o jaspeados, otras flores han desplazado el lugar predominante que tenía hace unos cuantos años.

Esto sucede tanto con las plantas cultivadas en maceta o como flor cortada para realizar arreglos florales. No obstante es una flor con un encanto especial.

Son plantas de floración estival y por ello precisan una exposición a pleno sol para que puedan formar una buena y abundante floración. En regiones con clima moderado estas plantas llegan con flor hasta mediados del otoño.

Se debe regar con moderación durante todo el año, teniendo especial precaución con los riegos si se cultivan en maceta, toleran mejor cierta sequía que el exceso de agua, incluso en pleno verano.

Hay que evitar a toda costa los estancamientos de agua ya que acabarían con estas plantas

No son muy exigentes en cuanto al suelo, siempre y cuando sea poroso y permita expulsar el agua sobrante del riego. Mejor si es ligeramente alcalino.

La alegre floración tiene lugar prácticamente durante todo el año, pudiendo alcanzar hasta los 80 centímetros de altura.

Existen híbridos y variedades de tamaño enano y con flores más pequeñas y de diferentes colores únicos más o menos mezclados.

Requiere situaciones a pleno sol y riegos abundantes en periodos de desarrollo y florecimiento. Su etapa de floración se puede alargar notablemente retirándole todas las flores marchitas.

La fertilización es esencial ya que tiene una considerable necesidad de nutrientes por lo que hay que abonarla una vez a la semana.

La multiplicación se realiza por esquejes a finales verano. Se cortan los tallos con un par de hojas y se ponen a enraizar en ambiente cálido.

No resulta demasiado difícil. También se propaga por semillas, tardarán en germinar de 2 a 3 semanas en ambiente cálido.



Dianthus chinensis


No hay comentarios:

Blog Widget by LinkWithin