FICHAS DE PLANTAS   /   BULBOSAS   /    GUÍA PRÁCTICA   /    CONSEJOS   /    CUIDADOS   /    PLAGAS

Crassula cotyledonis



Nombre botánico: Crassula cotyledonis


= Crassula dubia = Crassula rehmannii


Nombre común: Crasula cotiledon



Familia: Pertenece al dilatado grupo de las Crassulaceae, conocidas por tener hojas muy gruesas donde almacenan el agua que necesitarán en periodos de sequía.

Origen: Como la mayor parte de los componentes del género proviene de Sudáfrica.

Cualidad: Suculenta de hojas lisas, sin ningún tipo de púa o pincho.

Descripción: Conforma una matita de baja altura que se puede expandir hacia los lados. Sus gruesas hojas redondeadas con bordes comprimidos tienen un color verde azulado y una textura aterciopelada.
Del centro de unas hojas nacen las siguientes, formando una masa de atrayente follaje.

Condición: Posee una naturaleza perenne.

Disponer: Se presta a todo tipo de contenedor de pequeña envergadura, además es ideal como planta para un jardín rocoso.

Periodo de floración: Hacia mediados de la primavera ya suelen aparecer las yemas de los tallos florales de entre las hojas.

Flor: Las diminutas flores de color blanco aparecen en suculentos tallos redondos y aterciopelados, bastante largos ya que pueden superar los 20 cm de altura.
Hacia al final de los mismos surgen las flores densamente agrupadas en ramitos redondeados de color verde.

Situación: Le gusta recibir el sol de forma directa durante todo el año, no obstante es preferible suavizar un tanto el fuerte sol del verano en las horas más intensas con una cubierta protectora.

Singularidad: Para que la mata alcance la floración se debe lograr un cultivo adecuado. Si no recibe los cuidados necesarios puede negarse a florecer esa temporada.

Riego: Como en el caso de todas las suculentas hay que regar siempre con prudencia. Lo ideal en verano es regar en profundidad el sustrato y esperar a que este se seque por completo para regar de nuevo, en invierno regar más esporádicamente.

Plagas: La principal plaga que la puede atacar son las cochinillas. Revisar la planta a menudo es un buen método preventivo.

Cuidados especiales: Resulta decisivo prestar una cuidadosa atención con los excesos de riegos, mucha agua en el sustrato puede pudrir las raíces y sin posibilidad de salvar la planta.

Abonado: Cantidades muy reducidas en el agua del riego quincenal, solo en las estaciones calurosas. En otoño e invierno no hay que abonar.

Curiosidades: Es preferible que pase por una etapa de sequía total antes de que permanezca en una constante humedad.

Reproducción: Es fácil dividir la mata en unas cuantas porciones y colocarlas en macetas individuales con un sustrato arenoso.
Las matas siempre emiten nuevos retoños que se pueden tomar para reproducirla.
Ambas tareas hay que efectuarlas en periodos de calor. Mantener en zona cálida esta Crassula durante los periodos fríos.




Crassulas especies y variedades ➤