--FICHAS DE PLANTAS
-- - - - - - - - - - - - - - - -

Solanum quitoense

Nombre común: Lulo

Se trata de un miembro de la atractiva y muy interesante de la familia de las solanáceas.

De origen Sudamericano, crece de forma espontánea en las zonas de gran altitud del sistema de los Andes, en países como Ecuador y Colombia, encontrándose, especialmente, en condiciones de sotobosque, en sitios frescos y sombreados, cercanos a corrientes de agua, con temperaturas entre 17° y 20° C.

Es muy interesante su cultivo en jardines como planta ornamental por sus singulares y hermosas hojas.

Su nombre significa "pequeña naranja", porque su fruto es redondo y de color naranja brillante cuando está completamente maduro.
Es un arbusto herbáceo, con tallos gruesos que se convierten en algo leñosos con la edad; crece hasta 2.50 metros de altura. Se ramifica desde el suelo y los tallos son muy robustos, semileñosos, cilíndricos y velludos.

Presenta hojas de gran tamaño, aterciopeladas, llegando de 30 a 45 cm de largo, son de forma oblonga ovalada, con los bordes ondulados y con las nervaduras gruesas de color morado y un pecíolo de hasta de 15 cm, con ángulos de inserción obtusos o agudos, para captar la luz que pasa a través del bosque.

Bajo este conjunto de condiciones florece y fructifica en forma casi continua, manteniendo unos pocos frutos, con períodos productivos prolongados.

Puede haber pocas o muchas espinas en el pecíolo, nervio medio y venas laterales, arriba y abajo, las hojas pueden ser completamente sin espinas.

Las hojas jóvenes, pecíolos y tallos jóvenes están cubiertos con pelos irregularmente dispuestos, estrellados, generalmente de color morado-rojizo, los cuales se pierden gradualmente a medida que los órganos envejecen.

Sus flores son blancas, en forma de estrella; se agrupan en inflorescencias pequeñas, axilares, con pedicelos cortos. Cáliz tomentoso, con 5 lóbulos.

El Lulo es una planta que requiere gran cantidad de agua, los riegos han de ser abundantes y regulares, principalmente en verano.
El riego es fundamental en los períodos secos. A lo largo del año esta planta posee casi siempre flores y frutos al mismo tiempo.

Requiere un clima templado y húmedo, y una temperatura promedio entre 14 y 22ºC. es poco tolerante con el frío, por ello es susceptible frente a las heladas.

El fruto es ovoide, de 4 a 6 cm de diámetro, con cáscara amarilla, anaranjada o parda, cubierta de pequeñas y finas espinas o "vellos". Internamente, se divide en cuatro compartimentos separados por particiones membranosas, llenos de pulpa de color verdoso y numerosas semillas pequeñas.

La jugosa pulpa tiene un sabor ácido y se utiliza para preparar jugos, néctares, mermeladas y postres.
el fruto comestible fresco y bien maduro.

Los frutos se pueden consumir frescos, pero por ser ácidos, se utilizan particularmente para elaborar bebidas refrescantes, helados, jaleas y conservas. El jugo de Lulo, que es delicioso, es rico en proteinas y minerales.

Es tónico, diurético y rico en vitamina C. Cuando la pelusa superficial del fruto se adhiere a la piel, puede provocar irritaciones, por lo cual es conveniente retirarla con un trapo seco.
Cuando el fruto adquiere un buen tamaño puede llegar a producir cerca de 1000 semillas.

La planta se da mejor en un suelo rico y orgánico, también crece bien en terrenos pobres, pedregosos.
La mejor ubicación se encuentra debajo de grandes árboles que le proporcionen cierto resguardo contra el sol y una protección contra el viento.

La planta se propaga fácilmente por semilla, es de rápido crecimiento, fructifica a los 10 ó 12 meses.


1 comentario:

▼▲ Mostrar / Ocultar comentarios

Blog Widget by LinkWithin