--FICHAS DE PLANTAS
-- - - - - - - - - - - - - - - -

Erodium petraeum

Nombre común: Geranio de roca - Alfileres de roca

Las Erodium están íntimamente relacionadas con los geranios y producen masas de flores sencillas pero encantadoras.

Esta planta alpina es una herbácea perenne de crecimiento compacto. Se la encuentra principalmente en los Pirineos y norte de La Península Ibérica.

Forma parte de la familia de las Geraniaceae.

Tiene un hábito postrado, conformando una mata baja a modo de montículos de crecimiento bastante amplio, que llega a cubrir una buena superficie a poco que se la cuide.

Forma un tronco corto y grueso, firme aunque suculento, que se va ampliando a medida que la mata se extiende.

Dentro del grupo se pueden localizar un gran número de plantas de discreto tamaño y diminutas flores como la Erodium reichardii.

Se la conoce como Geranio de roca dado su inclinación en prosperar en entornos rocosos, bien sea entre las grietas o huecos en medio de las rocas, o zonas abruptas o pedregosas.

Es posible asimismo que prospere en una jardinera o contenedor amplio, mejor si queda suspendido para permitir que los tallos cuelguen.

Las flores presentan cinco pétalos no unidos por la base de color violáceo con vetas ramificadas en tonalidad morada y una pequeña mancha basal en el mismo color.

Durante meses es posible contemplarla con numerosos ramilletes de flores, aunque la época de más rica floración sucede hacia el mes de mayo (hemisferio norte).

Su incesante producción de flores la hace muy apropiada para cubrir zonas poco atractivas del jardín, despobladas de vegetación, sobre pendientes, o cualquier punto bajo de atención.

En el caso que se decida conjuntar esta planta con otra especie de crecimiento más elevado, hay que observar que no la oculte del sol o su producción de flores se resentirá.

Regar libremente en los periodos más calurosas del año, el resto del tiempo simplemente no dejar que el sustrato se seque por completo.

Al inicio de la temporada se puede añadir un fertilizante de liberación lenta que alimente a la planta durante su etapa activa.

Ir eliminando las flores ya pasadas estimula a la planta a seguir floreciendo con brío.

Debe plantarse en suelos bien drenados y en una posición soleada.

Un punto importante a tener en cuenta es que después de plantarla no hay que tocarla a menos que sea absolutamente necesario, porque si se tocan las raíces de las plantas ya asentadas difícilmente forman nuevas raicillas.

Las semillas se pueden plantar en otoño directamente en el jardín, si el invierno es muy severo se las debe proteger un poco.


Erodium reichardii



1 comentario:

▼▲ Mostrar / Ocultar comentarios

Blog Widget by LinkWithin