--FICHAS DE PLANTAS
-- - - - - - - - - - - - - - - -

Isoplexis isabelliana

Digitalis isabelliana - Callianassa isabelliana

Resulta una especie no demasiado fácil de ver fuera de su lugar de origen y que la delimita a un lugar muy concreto dentro de las Islas Canarias.

Estas tierras gozan de endemismos imposibles de encontrar en otras zonas del mundo.

Esto sucede con esta planta, amén de encontrarse en la triste lista de especies amenazadas y en peligro de extinción, por lo que en el apartado botánico se la designa como especie protegida.

En principio, lo delicado de su situación no parece ser precisamente por mostrarse como una especie débil, sino más bien por contar con un muy reducido hábitat, pese a que en otros tiempos su presencia era abundante y común.

Su representación en otros lugares del mundo es meramente simbólica, otros componentes del género con diferencias nimias sí son más comunes de ver.

Según el Gobierno Canario se están haciendo serios esfuerzos para aumentar el número de especímenes de la I. isabelliana en su entorno tradicional.



Nombre botánico: Isoplexis isabelliana

Otros nombres: Algunas fuentes citan como sinonimia de esta especie a la Digitalis isabelliana y Callianassa isabelliana

Nombre común: Cresta de gallo - Crestagallo de pinar

Familia: Pertenece al grupo de las Scrophulariaceae, con varios cientos de géneros y miles de especies de gran interés ornamental y medicinal.

Origen: Se la puede encontrar en espacios naturales protegidos de la isla de Gran Canaria, tenerife y La Gomera, donde evoluciona en grupos muy reducidos de ejemplares.

Condición: Perenne.

Descripción: Se trata de un arbusto muy ramificado, de moderado tamaño ya que apenas sobrepasa el metro y medio de altura. Produce delgadas ramas abiertas que poseen una superficie grisácea, con impresiones de antiguos brotes.

Los tallos leñosos por lo general están poblados de follaje en su parte alta y desnuda hacia la base.

Las hojas son estrechas y largamente lanceoladas con el centro dividido, , los bordes aserrados, color verde azulado en su haz y más claro en el envés.

Disponer: En lo posible colocarla siempre sobre terreno, aunque mientras las plantas son jóvenes pueden permanecer en un contenedor amplio.

Periodo de floración: Entre mayo y junio, puede llegar a florecer incluso al inicio del verano.

Flor: En el extremo de los tallos aparecen las inflorescencias, con una gran concentración de flores de pedúnculo corto y corola anaranjada, el interior de lar es amarillo intenso y se decora con largos filamentos.

Nota: Los ejemplares deben tener más de dos años para que originen flores y con ello obtener frutos.

Situación: Al aire libre y a pleno sol. Evoluciona mal en zonas lluviosas y de suelos con mal drenaje.

Singularidad: Aunque se declara como una especie tóxica, en el pasado los lugareños la empleaban con fines medicinales y se destinaba para la cura de varias dolencias.

Riego: El riego no supone ninguna contrariedad, ya que evoluciona en zonas secas, no áridas, y con ligeras precipitaciones anuales.

Plagas: No suelen presentar grandes problemas.

Cuidados especiales: En la actualidad el gobierno Canario cuida y mima los ejemplares listados de cara a incrementar la población de esta especie.

Abonado: No requiere de ningún tipo de abonado, ya que su desarrollo natural se produce en suelos pobres.

Frutos: Origina unas cápsulas con numerosas semillas en su interior.

Curiosidades: Si se tiene la gran suerte de conseguir un ejemplar de Cresta de Gallo a través de semillas (se pueden encontrar a la venta en internet), hay que cuidarla con todo esmero sabiendo que es una planta calificada en peligro de extinción.

Reproducción: A través de semillas es la fórmula más común y sencilla.
Las semillas que se adquieren mediante compra traen las oportunas indicaciones que hay que seguir al pie de la letra.




No hay comentarios:

Blog Widget by LinkWithin