--FICHAS DE PLANTAS
-- - - - - - - - - - - - - - - -

Colocasia esculenta


Sinonimia: Colocasia antiquorum - Arum esculentum - Arum colocasia

Nombre común: Orejas de elefante - Taro

Se trata de una herbácea de exótico follaje, propia de humedales y zonas encharcadas de las regiones de clima tropical del sureste de Asia.

En el caso de esta especie no es de las que dentro del grupo tiene fama de ser delicada, muy al contrario, sólo hay que ser rigurosos en el apartado luz y humedad, para que la planta responda con un desarrollo radiante.

Es conocido el uso que muchos países hacen de las plantas de este género, ya que forman parte de la dieta
alimenticia cotidiana y, de la que se aprovecha casi todos sus elementos, aunque en menor medida la floración.

En otros lugares del mundo estas plantas tienen otra valiosa función, se emplean para decorar zonas de desbordante humedad.

Poseen grandes hojas sujetadas por largos peciolos que surgen directamente del suelo aflorando de los grandes rizomas subterráneos.

El conjunto de tareas para el cuidado de las variedades conocidas popularmente como Taro y Taro violeta son exactamente las mismas.

Se adaptan bien al interior si se las sitúa en una habitación con una orientación muy luminosa y sin descuidar su formidable necesidad de agua.

De la misma manera, la una y la otra pueden negarse a florecer si la situación ambiental no es la propicia. No hay que esperar a que lo hagan en interior porque no lo harán.

Las inflorescencias tienen la apariencia que ofrece siempre la familia de las Araceae, esto es, una espata de color amarillento que envuelve un largo espádice blanco.

Le gusta los suelos ligeramente ácidos y algo saturados, puede tolerar una situación soleada si no escasea la humedad.

Planta Taro
Colocasia esculenta 'Black Magic'
Taro violeta
Colocasia esculenta 'Black Magic'

A su hermoso follaje en forma de corazón con los bordes delicadamente ondulados, se le une unos impresionantes peciolos de naturaleza carnosa, color púrpura profundo, casi negros, que soportan las aterciopeladas hojas.
Será feliz en una zona sombreada y fresca del jardín al abrigo del viento y del sol directo. Requiere de suelos forzosamente húmedos en todo momento, más aún en la estación estival.
Por lo tanto, hay que ser verdaderamente generoso y regular a la hora de regarla, dado que tiene escasa tolerancia a la falta de agua.

En el momento que la humedad ambiental sea insuficiente, los bordes de las hojas se secan rápidamente, dando un antiestético aspecto a la planta.

Pueden permanecer en una maceta hasta que su tamaño lo permita, luego, es mejor plantarla en suelo, considerando su predilección por los medios acuosos.

En entornos de humedad elevada como los estanques, la planta puede crecer desmesuradamente y convertirse en invasora si no se acota su crecimiento o expansión.

Dividir la planta es la opción más sencilla de llevar a cabo al final del invierno o principios de la primavera.
La operación permite hacerse con varios ejemplares seccionando el rizoma tuberoso.




2 comentarios:

▼▲ Mostrar / Ocultar comentarios

Blog Widget by LinkWithin