--FICHAS DE PLANTAS
-- - - - - - - - - - - - - - - -

Campanula rapunculoides

Sinonimia: Campanula rapunculus - Cenekia rapunculoides

Nombre común: Campanilla - Rapónchigo - Campanitas


Es una magnífica representante del género, de alegres flores de agradable vistosidad que dará una pincelada de animación al jardín, con una rebosante floración asegurada.

En el caso de esta planta como la del resto del grupo deben su nombre a la forma de sus flores en forma de campanilla.

Pertenece a la familia de las Campanulaceae.

El género incluye a unas doscientas especies, de las que la mayoría son vivaces y un buen número están adaptadas o se adaptan bien a las rocallas.

Todas las especies que conforman el género crecen a pleno sol, aunque casi todas también se desarrollan en una sombra suave.

Resulta una planta muy decorativa que suele plantarse aislada dado el volumen que puede adquirir, o bien en una platabanda mixta.

Produce un bello efecto cuando se aísla en el césped o se asocia con otras plantas de flor. Forma una hermosa mata de 80 cm de altura pudiendo sobrepasar esta medida.

Las hojas suavemente vellosas surgen en la parte baja de la mata, son triangulares, estrechas, con una base en forma acorazonada, con los bordes dentados y una longitud de hasta 12 centímetros de largo.

En la primavera, aparece sobre el erguido tallo floral una panícula piramidal que sostiene las colgantes flores acampanadas de color celeste o violeta.

La floración se manifiesta desde finales de mayo hasta septiembre.

Esto significa que durante muchos meses la planta ofrecerá un estallido de flores tan admirable, que se hace obligado tenerla en muy cuenta para engalanar cualquier jardín.

Necesita riegos regulares, humedeciendo el suelo en profundidad sin encharcarlo y dejando que casi se seque antes de regar de nuevo.

Un poco de fertilizante líquido para plantas de flor empleado quincenalmente y añadido al agua de riego establecerá plantas vigorosas con florecimientos profusos.

Es fundamental conservar la planta alejada del frío invernal, cubriéndola con algún material aislante que la proteja de heladas o frío riguroso.

En su lugar original de regiones europeas medra en campos, bosques, prados de escasa humedad y bordes de carreteras.

También se la encuentra en algunos campos de cultivo donde se la considera como una mala hierba.

 La raíz de esta planta es comestible y posee un ligero sabor a nueces, y puede comerse tanto cruda como cocida.

Su forma de propagación se produce mediante estolones con raíces profundas a modo de tubérculos.

Resulta sumamente fácil que la planta genere brotes de forma natural, lo que puede dar pie a que en algunas ocasiones sea algo invasiva, o difícil de erradicar si no se arranca todo el material subterráneo.

Hay que tener cautela ante cualquier fragmento de raíz dejado en el terreno, ya que será capaz de producir brotes indeseados.



Campanula muralis ➤     Campanula carpatica


1 comentario:

▼▲ Mostrar / Ocultar comentarios

Blog Widget by LinkWithin